Al llegar a Punta Tombo usted se encontrará en una Reserva Natural declarada de interés turístico y ecológico por el Gobierno de la Provincia de Chubut. Esto significa que se trata de un área protegida por reglamentaciones estrictas cuyo objetivo es proteger el medio ambiente y la vida silvestre que en él se desarrolla. Esto incluye el respeto por la flora y la fauna del lugar, el cuidado de la higiene, el respeto por las indicaciones que se encuentran en los carteles y que son brindadas por los guardafaunas.

Las instalaciones de la Reserva se encuentran ubicadas a cierta distancia de la pingüinera a fin de producir el menor impacto ambiental posible. El visitante podrá hacer uso de las mismas, y luego transitar por los senderos autorizados, interactuar con los pingüinos, observarlos de cerca y disfrutar de su particular comportamiento individual y social.

Si bien es una especie pacífica, los pingüinos no deben ser tocados, ni molestados ni sometidos a estímulos ajenos al entorno ya que pueden reaccionar en forma defensiva agrediendo a quien esté a su alrededor.